Novedades

LinkedIn, Ciencia de Datos y el nuevo CV

22/01/2021
https://youtu.be/O_SDRIYt5Yk

“Pasamos de un CV muy rígido, con pocos datos en lo que respecta a educación y trabajo, a tener detalles de cada actualización”, dijo el Ing. Gustavo Denicolay, MBA, —fundador de la consultora Adaptive, docente de las maestrías en Ciencia de Datos de la Universidad de Buenos Aires, del Instituto Tecnológico Buenos Aires y de la Universidad Austral— durante la conferencia “Ciencia de Datos aplicada a LinkedIn”.

El evento online, organizado por la Escuela de Postgrados en negocios de la Universidad ORT Uruguay, perteneció al Ciclo de Charlas de Management y Negocios. Se llevó a cabo el miércoles 25 de noviembre de 2020.

El potencial de LinkedIn

LinkedIn brinda a las empresas información valiosa. Esta plataforma, explicó Denicolay, permite poner todos los cursos y credenciales que las personas tienen: “Para los reclutadores eso es muy útil. Pueden ver quiénes son los trabajadores más motivados, que están intentando destacarse”.

Las empresas incluso tienen la posibilidad de ponerse en contacto con quienes cuentan con un perfil interesante para comentarles que, en caso de que hagan ciertos cursos o adquieran un conocimiento puntual, podrían contratarlos.

“Los currículums se han modificado de tal forma que antes se buscaba esconder si se había cambiado mucho de trabajo, ya que la rotación podía ser mal vista por los empleadores, y ahora, al contrario, se busca mostrar cada reconocimiento obtenido”, dijo Denicolay.

En el contexto de esta continua actualización del currículum, el experto alertó sobre poner cursos de una duración demasiado corta, ya que esto puede ser contraproducente. “Hay que saber elegir qué mostrar, ya que lo que se selecciona para poner en LinkedIn también es un indicador de qué concepción la persona tiene del trabajo en general”.

Las personas, al subir prácticamente todos los cursos que hacen, sin distinción, le dan “oro en polvo” a LinkedIn. “Pasamos de un CV muy rígido, con pocos datos en lo que respecta a educación y trabajo, a tener detalles de cada actualización de los currículums —señaló Denicolay—. Esto da mucha información a quienes quieren contratar a alguien, así como a quienes quieren cambiar de trabajo o analizar estos datos”.

La obtención de datos

El experto invitó a pensar cómo se puede explotar toda esta información a través de la Ciencia de Datos. Una de las maneras es a través del web scraping, una técnica que se utiliza para extraer datos de sitios web. “No es nada fácil hacer el web scraping de LinkedIn. Esta plataforma tiene una base de datos privada. No quiere que los demás obtengan datos de su plataforma. Entonces pone trabas informáticas para que no descarguen currículums en forma masiva. Detecta muy rápido si hay un robot descargando datos y lo bloquea”.

En cuanto a cómo proceder una vez que la información se procesó a partir de técnicas de datos, el experto explicó que se pueden realizar modelos predictivos. “Cada vez más, las personas muestran información en LinkedIn porque es su vidriera —señaló—. Los datos son públicos, muy difíciles de bajar, pero públicos”.

Por último, Denicolay se preguntó: “¿En qué otros sitios la gente voluntariamente publica los cursos que va haciendo y los trabajos que va teniendo? ¿En qué otros sitios de internet la gente cuenta todo y esa información está en forma pública?”.

  • Acreditación

    • AMBAS
  • Membresías

    • AACSB
    • EFMD
    • Cladea Balas
    • Cladea
    • CFA
    • ACCA
    • Prme