• Acreditación

    • AMBAS
  • Membresías

    • AACSB
    • EFMD
    • Cladea Balas
    • Cladea
    • CFA
    • ACCA
    • Prme
Novedades

Catedrático cuenta sus objetivos al frente del Tribunal Permanente de Revisión del Mercosur

03/07/2020
Catedrático cuenta sus objetivos al frente del Tribunal Permanente de Revisión del Mercosur

El Dr. Juan Manuel Rivero Godoy, catedrático de Derecho Internacional Público de la Facultad de Administración y Ciencias Sociales de la Universidad ORT Uruguay, fue designado como secretario del Tribunal Permanente de Revisión (TPR) del Mercosur, por el período del 1 de enero de 2020 al 31 de diciembre del 2021.

En ese marco, el Dr. Rivero Godoy habló sobre su reciente designación, los desafíos que espera afrontar y cómo se vinculan sus nuevas actividades con su rol de catedrático de Derecho Internacional Público.

¿Cuáles son sus objetivos como secretario del Tribunal Permanente de Revisión (TPR) del Mercosur?

El objetivo es, principalmente, apoyar y colaborar en todo lo que sea el Mecanismo de Solución de Controversias, que está anclado en el Protocolo de Olivos (firmado el 18 de febrero de 2002 en la ciudad argentina de Olivos por los países miembros del Mercosur, que entró en vigencia en 2004, con el objetivo de resolver conflictos y minimizar las diferencias entre los Estados). Eso implica una etapa de asesoramiento, apoyo, logística y demás, para con quienes resuelven la controversia.

¿Qué desafíos espera enfrentar?

Los desafíos son varios. Primero, todo lo que tiene que ver con el manejo de presupuesto, que es público y con el que, ahora especialmente, debido al COVID-19, hay que ser austeros y dentro de eso cumplir con algunos objetivos como tener sistemas de calidad, continuar con la revista del tribunal y desarrollar algunos productos más. Generar actividades de índole académica, que también son parte de algunas de las funciones que cumple la Secretaría del TPR. Además, está todo lo que tiene que ver con la promoción del Mecanismo de Solución de Controversias en sí mismo.

Nosotros —el TPR del Mercosur— somos la última instancia ante un eventual conflicto. Estamos a la espera y si hay una controversia o surge una opinión consultiva, debemos brindar todos los recursos humanos y materiales para atender esa problemática.

¿En qué consiste, a grandes rasgos, el Mecanismo de Resolución de Controversias?

El Mecanismo de Resolución de Controversias forma parte del Protocolo de Olivos. Anteriormente, existía el Protocolo de Brasilia.

El Protocolo de Olivos lo que hizo fue instaurar directamente la asistencia del TPR. Es decir, es un mecanismo contencioso, que puede ser ante tribunales ad hoc, que se forman para un caso concreto, pero puede haber una segunda instancia ante el TPR o, si las partes (los Estados) están de acuerdo, solo acuden al TPR en lo que es una única instancia.

Por otra parte, está la función consultiva que, en el ámbito del Derecho Internacional, tiene la ventaja de que los órganos o un Estado pueden plantear una problemática al tribunal para que este emita una opinión sobre cómo se implementaría una norma o qué interpretación se haría, pero no tiene carácter vinculante, es decir, no obliga.

¿Cuáles son las principales tareas del TPR?

La función del tribunal en sí es resolver las controversias o evacuar las opiniones consultivas que se planteen. Por otro lado, la función de la Secretaría del TPR, de la que estoy a cargo, implica dar todo ese apoyo logístico necesario para los árbitros cuando ellos lo necesitan y además, cumplir con las funciones de la secretaría propiamente dicha, que son: la función administrativo-contable, la asesoría jurídica, informática, de archivos, entre otras. La gestión en la secretaría está entre lo jurídico y lo administrativo.

¿Qué implica la gestión de un órgano de este tipo?

La gestión implica estar al tanto de todos los mecanismos de solución de controversias en la actualidad, es decir, estar preparados para determinadas circunstancias que puedan demandar la actividad del TPR y de la Secretaría y, además, estar en cumplimiento con toda la normativa del Mercosur.

El órgano en el que estoy tiene una particularidad: es de índole jurídica. Acá todos tenemos que tener respeto a ciertos principios como lo son el debido proceso, la igualdad, la transparencia, la neutralidad y la imparcialidad. Debemos salvaguardarlos. Es diferente en otros órganos del Mercosur, que cumplen otras funciones. Nuestro ámbito de acción es distinto.

¿Cómo se pueden potenciar sus actividades en el TPR con su rol de catedrático en la Licenciatura en Estudios Internacionales?

Tener un catedrático que esté vinculado al ejercicio del Derecho Internacional genera una potencia fuerte porque la academia tiene muchas cualidades, pero a veces tiene ciertos vicios. Por momentos puede ser muy teórica y eso está bien, pero a veces hay que acercar esos dos mundos: el de la academia y el de la práctica.

La idea de la academia es identificar problemas y colaborar para su solución. Esto lo digo después de 15 años como profesor. Uno va haciendo su experiencia y, en ese sentido, creo que es bueno tener la oportunidad de ocupar un cargo como este, porque permite ver cosas que en la academia se estudian y luego se constatan con la práctica.

  • Acreditación

    • AMBAS
  • Membresías

    • AACSB
    • EFMD
    • Cladea Balas
    • Cladea
    • CFA
    • ACCA
    • Prme