Hay que salir de la burbuja

Testimonios

Agustín Salertti, de 27 años, graduado de la Licenciatura en Estudios Internacionales, cuenta su experiencia profesional y académica en el exterior.

Publicada en mayo de 2012

-¿Qué función profesional está realizando en la actualidad?

-Me desempeño como Responsable del Departamento de Importación de la empresa Toys Centre SL (DRIM), cadena de 45 tiendas de jugueterías en Cataluña (España).

-¿Qué herramientas le brindó la Universidad ORT para dicha labor?

-La principal herramienta es la académica, que sumada al desarrollo de un método y una organización de trabajo se aplican, no sólo para enfrentar nuevos desafíos profesionales, sino además, para desempeñar las tareas del día a día de la oficina.

Otro punto muy positivo ha sido el trabajo en equipo, en el que la universidad siempre hizo tanto énfasis. A lo largo de estos años he tenido que conformar diversos equipos de trabajo, tanto en mi labor diaria, como en las Universidades que he asistido, con personas con distintos “backgrounds” profesionales, y eso significó una ventaja, es más, diría una gran fortaleza.

-¿El principal motivo de su viaje a España fue laboral o académico?

-Fue una combinación. Mi primera experiencia en España fue en 2008, me transfirieron a la central del Grupo Taurus en Lleida. Valoré mucho que mis jefes en España, luego de un año y medio de trabajo, me propusieran el traslado. Lamentablemente las ventas de los mercados que yo llevaba, Brasil, México e India decayeron por la crisis y regresé a Montevideo en febrero de 2009.

Luego, en 2010, con la idea de continuar mis estudios en el extranjero regresé a Barcelona para comenzar el Master en Dirección y Gestión de Empresas Internacionales de la Universidad Autónoma de Barcelona. Fue un programa importante y muy bien desarrollado. Destaco también el carácter internacionalista de mis compañeros. Conformamos un gran grupo, no sólo desde el punto de vista académico sino también desde el punto de vista humano.

-¿En qué consiste el postgrado que está cursando?

-Actualmente curso el Posgrado en Dirección Financiera de la Universidad Pompeu Fabra. El programa se compone básicamente de cuatro bloques: análisis de empresas, bolsa y mercados financieros, evaluación de inversiones y aspectos fiscales de las finanzas.

Las asignaturas están enfocadas hacia la parte practica, constantemente estudiamos casos reales de empresas españolas y extranjeras. El nivel de los profesores es muy bueno, reconocidos y destacados en sus respectivas áreas.

-¿Considera que la preparación que recibió en la Universidad ORT fue adecuada para el posgrado que está cursando?

-Creo que la formación recibida me dio las herramientas necesarias para abordarlo, en definitiva se trata de profundizar áreas que se trataron a lo largo de la carrera. El plan académico de ORT fue muy completo. Fue fantástico que pudiéramos seleccionar, según nuestro perfil, las asignaturas durante los dos últimos años. Esto permitió perfilarme hacia los negocios internacionales.

Lo que más destaco de la Universidad fue la metodología impartida y el respeto a la puntualidad de las “deadlines”. El nivel de profesores fue muy bueno en general, destaco particularmente a los embajadores Agustín Espinosa (tutor de mi tesis de grado) y Gustavo Magariños porque de ellos aprendí a sortear algunos obstáculos que se me presentaron.

-¿Cuáles son los aspectos más destacados de su experiencia en el exterior?

-Creo que a lo largo de estos dos años y medio he podido especializarme en diferentes áreas de los negocios internacionales. Cada año me fijo un objetivo académico para seguir avanzando.

Desde el comienzo de la carrera, me plantee estudiar fuera de Uruguay para continuar lo que estaba aprendiendo en la Universidad ORT. Siempre me desveló esa idea porque tenía sed de mundo, estaba continuamente viendo diferentes destinos.

Estoy convencido que, para tener una visión amplia y abierta de lo que sucede en el mundo, no basta con estudiar, estar informado, leer la prensa internacional. Hay que salir fuera, salir de la “burbuja” donde uno nació y se educó.

La posibilidad de estar constantemente en contacto con profesionales de otras nacionalidades ha sido de gran valor. Ha existido una mutua retroalimentación con las personas que he conocido, logrando grandes niveles de entendimiento y comprensión.

Mientras estaba realizando el Master en la Universidad Autónoma fui seleccionado para realizar prácticas en el Departamento Legal del Banco Europeo de Inversiones en Luxemburgo. Fue una experiencia muy buena. Destaco el nivel profesional y humano de mis compañeras de división, con las que mantengo contacto hasta la actualidad.

Luego, en 2011, realicé un programa sobre WTO, International Trade and Development del Graduate Institute de Geneva (Suiza), lo que me permitió conocer académicos con visiones muy distintas del comercio internacional. Fue muy enriquecedor ya que coincidimos profesionales con distintos perfiles, trabajando en sectores diversos, realizando grandes debates dentro y fuera del aula.

Actualmente vivo en Barcelona como ciudadano italiano y mi intención es consolidarme profesionalmente en Europa, sin perder mis vínculos con Uruguay.