COORDINADOR ACADÉMICO
Lic. Javier Bonilla Saus, Master, D.E.A.

Solicitá más información

  • Protección de datos personales
    Los datos personales enviados a través de este formulario serán tratados conforme a la Ley N° 18.331.

“El desarrollo tiene que ser integral y sustentable”

“El desarrollo tiene que ser integral y sustentable”
Fecha: 21/06/2017

“El desarrollo tiene que ser integral y sustentable”, dijo la Ec. Gladis Genua durante la exposición “Rol de los organismos multilaterales de financiamiento en el apoyo al desarrollo de los países, el caso de CAF”. El evento, organizado por el Departamento de Estudios Internacionales de la Facultad de Administración y Ciencias Sociales, tuvo lugar el miércoles 14 de junio de 2017 en el Auditorio del Campus Pocitos.

Economista egresada de la Universidad Central de Venezuela y con una Maestría en Políticas Públicas –Mención Economía Aplicada– del Instituto de Estudios Superiores de Administración, la Economista Genua cuenta con una importante carrera académica y profesional en la dirección de organizaciones como la Secretaría General de la Comunidad Andina y el Banco de Comercio Exterior de Venezuela. Actualmente es la directora representante del CAF - Banco de Desarrollo de América Latina en Uruguay.

Origen, composición y servicios del organismo

“El ámbito internacional es un mundo apasionante, frustrante pero apasionante”, dijo Genua a los asistentes durante la apertura. Luego repasó los organismos multilaterales de financiamiento existentes (Banco Interamericano de Desarrollo, Banco Mundial,  Fondo Financiero para el Desarrollo de los Países de la Cuenca del Plata) para posteriormente centrarse en el funcionamiento de CAF.

Fundada en 1970 y hoy conformada por 19 países –17 de América Latina y el Caribe más España y Portugal– y 13 bancos de la región, CAF es una institución financiera “de identidad latinoamericana y proyección iberoamericana”, cuyos pilares son “apoyar el desarrollo integral de los países y la integración regional”.

Genua explicó que la estructura de la organización le permite una flexibilidad y versatilidad a la hora de aprobar préstamos que difiere sustancialmente de la experiencia que ofrecen otros organismos.

CAF se compone de miembros plenos y accionistas, con diferentes derechos y deberes. Todos los países realizan aportes y todos son pasibles de recibir contribuciones financiadas a mediano y largo plazo.

“América Latina tiene una infraestructura muy complicada”, dijo Genua. “Uno no se imagina hacer un puente o un parque eólico con financiamiento a tres años”, contó luego al explicar las facilidades que otorga el financiamiento a largo plazo.

Préstamos a corto, mediano y largo plazo, financiamiento de proyectos, fondos de inversión, asesoría financiera y servicios de tesorería son algunas de las soluciones que ofrece CAF. Sus principales clientes son gobiernos nacionales y regionales (en los territorios donde estos pueden solicitar asistencia financiera), empresas (públicas, privadas y mixtas), intermediarios financieros (compañías especialistas en microfinanzas e inversores ángeles) y pequeñas y medianas empresas.

Investigación, desarrollo y crecimiento

Una de las actividades de CAF es el desarrollo de una agenda de investigación para generar conocimientos propios sobre la región a partir de la experiencia, con el objetivo de que estén al alcance del público en general.

“El desarrollo tiene que ser integral y sustentable”, contó Genua al explicar la visión de la organización sobre el desarrollo. “Todos nuestros proyectos tienen un componente social y ambiental”, dijo y agregó que los temas sociales y ambientales se incluyen en las cláusulas de los préstamos.

Genua también presentó datos del crecimiento del organismo. En el periodo 1992-1996, CAF aprobó préstamos por U$S 10.601 millones; en el periodo 2012-2016 la cifra ascendió a U$S 56.234 millones.

Solamente en 2016, CAF aprobó préstamos por U$S 12.412 millones. El 48 % de los fondos estuvo destinado a clientes del sector productivo y financiero; el 20 % a proyectos de infraestructura económica; el 18 % a infraestructura y desarrollo social y el 14 % a iniciativas orientadas a la estabilidad macroeconómica y reformas.

Programas de desarrollo e instalación en Uruguay

Genua detalló los programas de desarrollo que CAF apoya en América Latina. Actualmente, el organismo participa de programas de infraestructura (seguridad vial, transporte, movilidad urbana), energía (energías renovables, patentes tecnológicas, integración energética regional), desarrollo institucional y desarrollo social (gestión integrada del agua, manejo de desastres naturales, calidad educativa).

“Estamos financiando obras, pero también incorporando a la comunidad”, contó y compartió ejemplos de capacitación en distintas áreas, con énfasis en el desarrollo de habilidades blandas.

Cerca del cierre, la experta repasó la vinculación de Uruguay con CAF. Uruguay forma parte del organismo desde 2001, en distintos niveles, hasta que “logró entrar en la definición de políticas”. Hoy, CAF lleva adelante una serie de grandes proyectos en el país, en áreas como las de transporte, energía, agua y saneamiento y logística.

Asimismo, dijo que las aprobaciones de créditos en Uruguay crecieron de U$S 20 millones en 2006 a U$S 1005 millones en 2016.

Video del evento: